febrero 25, 2024
OFLF3VCOTZEGRNJFA553F5CNS4

La Policía Nacional exhibe el arsenal intervenido en el verano de 2022 a un presunto narco de Chipiona (Cádiz), que escondía las armas en una vivienda prefabricada y bajo el suelo de la misma.

En una operación policial denominada Uleyla y Mar 21, la Guardia Civil desarticuló una banda especializada en el desembarco de drogas en la costa levantina. Durante la intervención, se encontró un fusil de asalto AK, un potente arma de guerra. Esta no fue la única ocasión en la que se encontraron armas de gran potencia en manos de narcotraficantes en los últimos años.

Según la Fiscalía de Andalucía, la tenencia ilícita de armas en lugares de custodia de droga es muy preocupante, y en 2022 se pudo comprobar el crecimiento de la potencia de las armas. En la región se intervinieron tres fusiles AK-47 y se descubrió un arsenal escondido en una vivienda en Chipiona.

TE PUEDE INTERESAR:  Sin freno: suministro de combustible a narcos en el mar | España

Fuentes de inteligencia señalan que este fenómeno ha sido progresivo y se ha dado en paralelo a la evolución del narcotráfico durante la pandemia. Los grupos de narcos han diversificado su actividad delictiva y han reforzado su protección para defenderse de sus rivales.

Aunque se ha producido un aumento en las incautaciones de armas en los últimos años, las fuerzas de seguridad destacan que el tráfico de armas en España es moderado o bajo en comparación con otros países. Las armas suelen utilizarse para realizar vuelcos entre bandas y para protegerse mutuamente.

Una de las preocupaciones es que se produzcan enfrentamientos con las fuerzas de seguridad. Es por eso que el Ministerio del Interior ha decidido reforzar la seguridad de sus efectivos desplegados en las costas andaluzas. Se han iniciado licitaciones para adquirir escudos balísticos y placas de alta capacidad de resistencia para reforzar la protección de los agentes. El objetivo es estar preparados ante posibles agresiones con armas de guerra.

TE PUEDE INTERESAR:  Los Reyes de España recrean su primer saludo público dos décadas después

En resumen, se ha detectado un aumento de la potencia de las armas incautadas a los grupos de narcos en los últimos años en España. Las fuerzas de seguridad han desmantelado varias bandas de narcotraficantes en distintas operaciones y han encontrado armas de guerra como fusiles AK-47. A pesar de este aumento, las incautaciones siguen siendo esporádicas en comparación con otros países. El Ministerio del Interior ha decidido reforzar la seguridad de sus efectivos para hacer frente a posibles agresiones con este tipo de armas.

Resumen de la noticia

– Durante la operación policial Uleyla y Mar 21 se intervino un fusil de asalto AK, señalando un aumento de la potencia de las armas incautadas a los grupos de narcos.
– En la zona de influencia de la Bahía de Cádiz se recuperó un arsenal que incluía un fusil de asalto AK-47, un fusil Zastava, un subfusil Skorpion, pistolas, revólveres y escopetas.
– La tenencia ilícita de armas en lugares de custodia de droga es una preocupación, ya que se ha detectado un crecimiento de la potencia de las armas en los últimos años.
– Las armas más potentes se utilizan para hacer vuelcos o protegerse de otros narcos, y se teme que los traficantes puedan enfrentarse a los agentes en algún momento.
– El Ministerio del Interior ha decidido reforzar la seguridad de los efectivos y adquirir escudos balísticos y placas de alta capacidad de resistencia.

TE PUEDE INTERESAR:  Sin asistencia legal para inmigrantes en cayucos en Canarias | España

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *